Vettel y Ferrari al rojo vivo

Comparte

No se puede disimular la mala relación entre Sebastián Vettel y Ferrari, hoy la tensión fue al máximo y parece haber llegado a un punto límite. Tras quedar 12do y fuera de los puntos al final de la segunda carrera disputada en Silverstone, el piloto alemán desato su malestar y el desacuerdo con la estrategia implementada por el equipo, que según él era exactamente todo lo contrario a lo que estaba planeado antes del Gran Premio en Silverstone por los 70 Años de la categoría.

Durante la carrera, las cuatro veces campeón del mundo se expresó fuerte por radio: “Esto está mal, es lo contrario a lo hablado esta mañana. Seguiré aguantando, pero saben que la cagaron”, se descargó el nacido en Heppenheim. Después de la carrera, aprovechó las entrevistas para continuar:

El rostro de Vettel no disimula el descontento que hay con el equipo Ferrari

“Hablamos exactamente de esta situación, que no tenía sentido entrar en boxes si nos encontrábamos con tráfico, y eso es exactamente lo que hicimos. Fue frustrante. Tenía suficiente velocidad para quedarme en pista. Aquellos que estaban delante de mí después de mi parada en boxes estaban haciendo exactamente los mismos tiempos de vuelta que yo con los neumáticos más viejos. Incluso con el incidente de la primera vuelta, podríamos haber ganado mucho terreno hoy».

Los problemas de Vettel en Silverstone se produjeron una semana después de dificultades casi idénticas en el Gran Premio de Gran Bretaña, donde nunca se sintió cómodo con el coche. Pero este domingo explotó y cuestionó muchas decisiones del equipo.

«Además fuimos con neumático duro, que solo tuvimos durante menos de 10 vueltas; no tenía ningún sentido. ¿Por qué pondrías el duro durante 10 vueltas y luego el medio durante 20? Me estaba quedando sin neumáticos en el final».

El ex piloto de Red Bull, que recorre su último año en Ferrari, mostró su descontento con su presente y explicó el incidente en el comienzo de la carrera: “La estrategia no fue buena. No sé qué pensaron en esos momentos, pero bueno, seguiremos adelante. Sobre el trompo, no sé qué pasó porque traté de no meterme en problemas, pero probablemente recibí un golpe y me tomó un poco por sorpresa. Luego volvimos al grupo bastante rápido. Hemos tenido dos semanas muy malas. No son los mejores días para mí, es un poco frustrante. Intentaré dar lo mejor de mí y mantener la calma tanto como sea posible mirando hacia adelante”.

Fuente: Campeones

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »